Malala en la ONU

Malala YousafzaiEn octubre del año pasado Malala Yousafzai sufrió un grave atentado cuando un talibán le disparó a ella y varias amigas haciendo impacto en cabeza y cuello.

¿Su pecado?

Ser una niña en un país musulmán con el deseo de aprender y superarse. Con una trayectoria de blogger en la BBC, Malala ya había llamado la atención de los extremistas musulmanes que la consideraban una persona peligrosa.

Luego del atentado y gracias al apoyo de diversos líderes mundiales, fue trasladada a la Gran Bretaña donde fue dada de alta del hospital a principios de este año.

De una simple blogger y estudiante se ha transformado en una muy feroz activista en pro del derecho a la educación de la infancia, en particular las mujeres.

Es por eso que este 12 de julio, día en que cumple 16 años, fue invitada a hablar en la ONU ante su propio secretario general Ban Kim Moon así como una serie de líderes juveniles en donde dijo un discurso muy emotivo:

Después de agradecer a Dios, a los integrantes de la ONU y a quienes rezaron por su recuperación y las personas e instituciones que la apoyaron durante esta, Malala dijo que hoy es el día de todos los jóvenes y las jóvenes que han levantado su mano buscando el respeto a sus derechos.

Miles de personas han sido asesinadas y heridas por los terroristas; yo soy sólo una de ellos“, dijo, “Hablo no por mí, si no por todos cuya voz no es escuchada, aquellos que han luchado por sus derechos, su derecho de vivir en paz, de ser tratados con dignidad, de tener igualdad de oportunidades, de ser educados“.

El nueve de octubre de 2012, los talibanes dispararon a la parte izquierda de mi frente, también dispararon a mis amigas, pensaban que una bala podría silenciarnos pero fallaron; los terroristas pensaron que cambiarían mis ambiciones, pero nada ha cambiado en mi vida excepto por esto: la debilidad, miedo y la desesperanza murieron y nació el coraje. Soy la misma y mis esperanzas, ambiciones y mis sueños son los mismos“.

“Estoy aquí para hablar en favor del derecho a la educación de cada niño; quiero educación incluso para los hijos e hijas de los talibanes y de todos los extremistas”.

Se refirió a la paz y el perdón que ha aprendido de Mahoma, Jesus, Budda, MartinLuther King, Nelson Mandela, Gandhi, la madre Teresa y sus propios padres. Dijo que los extremistas tienen miedo de las plumas y del papel, de la libertad, de las mujeres y la igualdad; de lo que la educación podría llevar a sus sociedades. Los extremistas usan el nombre de Dios para sus intereses.

El emotivo discurso terminó con un fuerte mensaje de Malala al mundo:

“Hago un llamado a los lideres para cambiar sus estrategias para asegurar la paz, que estas aseguren los derechos de mujeres y niños, que aseguren la educación para cada niño, que luchen contra el terrorismo, que protejan a los más jóvenes contra la violencia, que aseguren la igualdad de oportunidades, que haya tolerancia y que se evite el prejuicio por cualquier causa y que se asegure la libertad de las mujeres”.

About The Author

Related Posts

Leave a Reply